«

»

Dic 14 2014

Destellos desde Vega: Un nuevo estudio entra en conflicto con la teoría más aceptada sobre el origen del agua terrestre

Cometa 67P. Crédito: ESA

El origen del agua terrestre siempre ha sido un misterio. La teoría más aceptada sobre su origen es la que indica que procedió de los cometas que bombardearon nuestro planeta hace unos 3.900 millones de años. Ahora, un estudio publicado en Science por un equipo de investigadores liderados por Kathrin Altwegg (Universidad de Berna, Suiza) indica que el origen del agua terrestre no sería cometario. Para llegar a dicha conclusión han usado los resultados del análisis del agua del cometa 67P/Churyumov-Gerasimenko realizado por la misión Rosetta.
Según este estudio, el agua del cometa 67P es más pesada que la terrestre, por tener mayor proporción de un isótopo del hidrógeno llamado deuterio. El debate ya arrancó en 1986, cuando la sonda Giotto se acercó a 596 kilómetros del cometa Halley. Básicamente existen dos clases de cometas. Por un lado los que tienen órbitas cercanas en su afelio y que proceden originalmente del Cinturón de Kuiper, y por otro lado los que originalmente tenían un afelio mucho mayor y proceden de la hipotética y lejana Nube de Oort.

El cometa Halley, pertenece a los originarios de la Nube de Oort y el estudio realizado por Giotto mostró que su agua era más pesada que la terrestre. En 2010, la misión Deep Impact se acercó a 700 kilómetros del cometa 103P, también conocido como Hartley 2. En esta ocasión el agua del cometa coincidía con la terrestre, reforzando la teoría del origen cometario. Ahora, los datos del cometa 67P vuelven a indicar que es más pesada la del cometa, incluso más que en el caso del cometa Halley, abriendo nuevamente el debate, que ya tiene sus defensores y sus detractores. 
Se puede ampliar información en el artículo “Mystery of where Earth’s water came from deepens: Comet water is different” de Phys.org.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.

*