Ocurrió hace tiempo. Yo me acabó de enterar.  El programa El hormiguero se burla de la contaminación lumínica. Tantos esfuerzos por luchar contra este gran problema y ésto es lo que transmite un programa de tanta audiencia. ¡Y encima tienen un personaje científico dentro de  su guión! Nuestros hijos y nietos tendrán que agradecerles el no saber lo que es disfrutar de una noche estrellada.
Vergonzoso.