Así de bonito se presento ayer el atardecer en Durango. La Luna cerca del horizonte y Júpiter un poco más alto. Como siempre, presente la polución lumínica.