Como era de esperar, este año las lyridas se han portado como años anteriores. Su actividad durante el máximo ha rondado una THZ de 25 meteoros por hora. En el gráfico, creado por la International Meteor Organization (IMO) se puede ver claramente su curva de actividad.