Terminado otro dibujo, en esta ocasión algo más «clásico». Escultura de yeso dibujada al carboncillo sobre papel Ingres de 70×50 cm. A diferencia de otros dibujos, no va a acabar en una carpeta olvidado, mis padres lo han enmarcado y colgado en una de sus habitaciones.